La vida misma, Sociedad

Los taxis de Buenos Aires

Seguramente te tomaste este taxi alguna vez:

1. El taxista facho: Dícese del taxista que piensa que el peor lugar del mundo es este país. No importa quién sea el presidente de turno, siempre estará en contra. La inseguridad es su tema preferido de conversación y su discurso es muy duro con los “negros” que salen a robar. Para completar el clisé, también escucha Radio 10 y siempre tira la frase “Cuando estaban los militares estábamos mejor”.

2. El taxista bohemio: Alguna vez te cruzaste sobre unas cuatro ruedas, al azar, al taxista bohemio. Es cantante o actor y, un día, cansado de probar suerte, empezó a trabajar de taxista. Es el que siempre te canta una canción, tal vez un tango, te recita un poema o recomienda un buen libro. Nunca pierde las esperanzas de que, un día, el pasajero sea un productor que lo lleve al estrellato.

3. El taxista familiero: Casi como una Nazarena Velez que todo lo hace por Barbarita y Gonzalito, esta clase de taxista todo lo da por su familia. 14 horas sobre el taxi no son nada para él, porque le quiere comprar una notebook a su hija mayor que está por empezar el secundario y que es su mayor orgullo. Y también está ahorrando para las vacaciones en Villa Gessell donde le dará todos los gustos a sus hijos y a su esposa. Durante el viaje, te vas a enterar de todos los logros académicos de sus chicos e, incluso, de sus sobrinos. Si el año que viene quiere cambiar el auto por uno más grande para hacer viajes de larga distancia, y si le gusta hacer un asado todos los domingos en su patio donde se reúne el clan. ¡Es un tierno con un corazón más ancho que la avenida 9 de Julio!

4. El taxista baboso: Nunca falta este espécimen suelto por las calles de Buenos Aires. Es que para a mitad de cuadra si ve una pollera corta o un escote pronunciado. Incluso te puede dejar más barato el viaje si le das una sonrisa. ¡Pero cuidado con darle el teléfono!

5. El taxista sobreinformado: Casi como si fuera un periodista, en 15 minutos te enterarás de los titulares de los diarios y revistas. Tendrás información de primera sobre cualquier caso que te interese. ¡Y seguro que también te cuenta quién fue el asesino de ese crimen que te tiene en vilo! Para él, Yabrán está vivo y el hijo del expresidente también.

6. El devenido en taxista: Durante el viaje te contará sus peripecias actuales, cómo lo perdió todo, tal vez un divorcio, una traición griega, que incluyen como resultado varias pensiones alimenticias que lo aquejan. Esta clase de taxista siempre viajó por el mundo, tuvo las mujeres más lindas, y conoció famosos con quienes fraternizó. También te va a recordar que los amigos están en los buenos momentos. ¡Pero en los malos no!

7. El taxista sentimental: Mientras que aumenta el taxímetro, el taxista sentimental te va a desnudar el alma. Te contará con lujos de detalles su primer amor, cómo lo perdió y otros relatos exclusivos. Hablará con inmensa admiración de su mejor amigo. A cambio, te pedirá que vos también compartas tus pasiones y tus odios con él. ¿No está mal el trato, no?

8. Uno de cada 8, te toca el que viaja callado.

¿Y vos? ¿Qué otro taxista agregarías a esta fauna urbana?

  1. Natalia Biasi

    2013/08/ at 3:07 pm

    El que te quiere convencer de tomar otro camino porque “tal calle está cortada y es un quilombo”, y te boludea para cobrar de más.

  2. Vivian García Hermosi

    2013/08/ at 4:38 pm

    Esos también me tocan siempre

Comments are closed.