Amor y sexo, Puntos de vista, Sexo Explícito

¿Nos animamos al sexo virtual?

Por Silvana Amorena

Como animal social que somos, los humanos tendemos a utilizar todas nuestras producciones materiales e ideológicas para comunicarnos con el otro. Muchas veces intentamos explicar una idea, empatizar con el otro, pero la mayoría solamente buscamos tener sexo. 

Booty call

A mediados de los 80 surgieron los chats telefónicos que servían en algunos casos para unir a gente caliente que sólo buscaba sexo. También existían números con recargo que te permitían tener sexo telefónico con una voz profesional entrenada para cumplir cada una de tus fantasías, o al menos, decirte eso que necesitabas escuchar. La tecnología actual permite que existan intercambio de sms eróticos y de material multimedia que trasciende la fantasía de la voz y muestra de forma explícita eso que deseamos ver.

¡Prendé la camarita, dale!

Con la llegada de Internet, las salas de chat telefónicos fueron suplantadas por salas virtuales en la red dónde los dedos más inspirados y las mentes más perversas escribían relatos eróticos para llamar la atención del otro y lograr tener una conversación privada con alguno/a de la sala. Un avance se logró con el pasaje de la conexión telefónica a internet por el ADSL y la banda ancha que permitió que el intercambio de archivos dejara de ser una paja, no tan literalmente hablando, y todos pudiésemos mostrar esa bombachita porno o ese bulto relleno con algodón para ilustrar más claramente cuan caliente estábamos.

La existencia de la cámara en el celular o en la pc es el súmmun del sexo sin tocarnos. Ahora llegamos a casa, nos conectamos y preparamos un escenario para masturbarnos frente a un otro que a través de unas líneas o por un micrófono nos dirá “qué  hermosa que estás”, “me encantaría cogerte toda la noche” pero que justo ese día no puede salir de la casa.

No nos engañemos más, al sexo real no se le puede poner stop o color blanco y negro para que no se vean las imperfecciones. Propongo apagar la cámara y animarse a tomar el bondi, que seguro ese chongo que nos gusta online vive a dos paradas.

¿Vos tuviste alguna vez sexo virtual?

  1. Fernando

    2012/05/ at 8:52 pm

    Muy interesante. Yo no dejo de pensar que muchas mujeres, por cuestiones socioculturales, muestran sus mejores caras «victorianas» en lo respectivo al sexo. Pero la llegada del mundo virtual ha logrado que, dichas mujeres, lograsen sacar a la morbosa, pervertida y degenerada que llevan dentro, sin dejar de mantenerse en el anonimato.
    Además de que hay otro punto muy interesante, que es que a muchas mujeres (muchas) se les llega a excitar por la mente. (A diferencia de la superficialidad de la mayoría de los hombres)
    Sabiendo todo esto, he logrado «conmover» a algunas mujeres, a través de la magia del tipeo.

  2. Amorena

    2012/05/ at 12:12 pm

    Fer, hablando con personas que practican el sexo virtual descubrí que para muchos es sexo real. Para mi está bueno utilizarlo como un complemento cuando estás alejado de tu pareja, pero no sustituirlo por una relación real.

  3. MarZ

    2012/05/ at 11:24 am

    tengo pareja y he tenido sexo virtual con alguna que otra mujer, nunca me habia planteado seriamente tener un encuentro real con alguien… pero desde hace un tiempo lo estoy pensando…

  4. juan jose

    2012/11/ at 6:01 pm

    me gusta ease el amor con mujeres virtual

Comments are closed.